Apple Watch: Lo que necesitas saber para saber si lo necesitas

Un reloj que da la hora es muy de 2014. Apple ha presentado el Apple Watch, que no iWatch como se esperaba, con Tim Cook como maestro de ceremonias. Un smartwatch, que se sincroniza con el iPhone, que da las alarmas, calendario, cronómetro, reloj mundial, salidas y puestas de sol, fases lunares, tiempo, actividad física, bolsa… y la hora con millones de interfaces personalizables. Por fin puedes saber qué hora es en Kuala Lumpur, cuántos puntos ha subido el índice Nikkei y saber dónde está el sol al mismo tiempo.

Diferentes opciones: Todo parte de los dos tamaños (38 y 42 mm de alto). Y luego hay acabados en acero inoxidable y aluminio, ambos en plateado o negro. Pero si eres de los que se dejan un pastón en relojes, también está en oro de 18 quilates. Correas de metal, goma, piel o Milanese, pero puede que las correas personalizables del Apple Watch acaben siendo las nuevas fundas de iPhone: habrá trillones en Aliexpress.

Precisión: Los de Cupertino prometen que su desviación temporal es siempre inferior a 50 milisegundos. Veréis, un año tiene 31 mil millones de milisegundos; no creo que con lo que duran los smartchismes dé tiempo a que este reloj de ultraprecisión se retrase significativamente antes de que la batería falle o los botones no sirvan. Obsolescencia programada 1 – 0 Precisión.

Siri. ‘¡K.I.T.T., ven a buscarme!’ ya es una realidad. La ciencia ficción pedía a gritos a la tecnología poder hablar con un reloj. Pues va Apple y le mete Siri al Watch. Si hablar con el manos libres por la calle no era suficientemente snob, ahora parecer Buzz Lightyear de incógnito es posible gracias a los de la manzana.

Si hablar con el manos libres por la calle no era suficientemente snob, ahora parecer Buzz Lightyear de incógnito es posible gracias a los de la manzana.

Organización: Cuenta con una agenda sincronizada con cálculos de tráfico por GPS que te avisa de cuándo tienes que salir y te guía hasta las citas que configures en el iPhone. Esperemos no acostumbrarnos a que una pantallita en la muñeca nos diga cuándo, dónde, cómo y qué tenemos que hacer.

Variedad de respuesta: Con un par de toques en la esfera, podrás responder de manera que sacar el iPhone del bolsillo no merezca la pena. Emojis, mensajes de audio o simplemente descolgar una llamada son las posibilidades, más que suficientes, que permite el Apple Watch.

Registro de actividad física: Paranoicos del espionaje, corred. Con el smartwatch, se puede llevar un registro de dónde estas, dónde vas, cómo vas, cuánto ejercicio haces, si te has despertado o cuánto llevas sentado. Mediante una combinación de localización GPS, detección de movimientos, acelerómetro y control de las pulsaciones, el relojito te va a conocer mejor que tu madre y tu padre juntos.

Alzheimer: Su escasa memoria es la principal desventaja técnica, 8 GB de espacio: 2 GB para música y 75 MB para fotos. Aunque es verdad que no está pensado para almacenar datos sino para sincronizarse, sí se echa en falta más capacidad.

Ahora que sabes lo que puedes hacer con él, agárrate el Casio de 20 euros de toda la vida. De 329 a 1037 euros por el weareable de Apple, que sale el 24 de abril al mundo, pero no se sabe cuándo a España.

Apple Watch

1426096698 1519776000
Compartir
Tweet
Comentarios
← Siguiente Pharrell y Robin Thicke condenados a pagar 7 millones a la familia de Marvin Gaye por 'Blurred Lines'
Anterior → Jordin Sparks - Double Tap (feat. 2 Chainz)