‘How High’: cuando Method man y Redman se fumaron la universidad

Decir que Method Man y Redman son dos de los mejores MCs de los años noventa sería tan real como limitado. Tanto el primero (miembro de Wu-Tang Clan) como el segundo (con una carrera mayoritariamente en solitario pero con escarceos con Def Squad y junto al propio Method) tienen un talento para rimar, para escribir y un estilo -iba a decir directamente flow, pero me parece demasiado desgastada- tan propios como sobresalientes con un nexo en común más allá del nombre y de sus habilidades: la afición por la marihuana.

Method fue durante muchos años algo así como el líder de la banda más gloriosa de la historia del rap (aunque por momentos esa atención pareció ir más para Ghostface Killah, Raekwon, RZA u ODB) y ya con su primer álbum llamado ‘Tical’ (1994) demostró sus características entre rap fumeta, onírico, soulero y abastracto en un larga duración tan bueno como extraño en su escucha. Tan sólo ver la portada podemos entrever el momento musical por el que pasaba Method y el productor RZA. Hoy está considerado un absoluto clásico.

tical 500x491 - 'How High': cuando Method man y Redman se fumaron la universidad

Portada de ‘Tical’ (1994)

Redman, por otro lado, es muy probablemente el rapero más famoso de la historia de New Jersey, con un estilo descarado y fresco, cuyo álbum de debut (‘Whut? The Album’) lo posicionó como una promesa que se vio completamente consagrada con aquella obra maestra del género llamada ‘Muddy Waters’ un par de años después. Del mismo modo que Method, la popularidad de Redman hizo que apareciera en canciones de lo más granado del género y también de fuera de él, siendo -relativamente- de los primeros maestros de ceremonias en colaborar con artistas de pop puro y duro.

Method Man y Redman: ¿la esencia real de ‘How High’?

Cuando algún genio del marketing de Def Jam unió a estos dos para un disco juntos se debieron frotar las manos. A pesar de las leves diferencias de estilo, unidos sonaban maravillosamente y se compenetraban como si hubieran sido un dúo de toda la vida. El álbum ‘Blackout’ salió en 1999 siendo un todo un éxito (más de millón y medio de ventas en todo el mundo) y con todos los fans del género hablando del grupo.

‘How high’, ‘You’, ‘Da Rockwilder’ y ‘Tear It Off’ aún hoy resuenan en nuestra memoria y parecía claro que había que alargar y extender el negocio todo lo posible. El álbum era bueno, pero estaba tan meticulosamente estudiado para contentar a todos que se alejaba sobremanera de las maravillas que eran capaces de hacer (léase ‘Tical’ o ‘Muddy waters’), pero el hip hop ya era también cosa de blancos y los sonidos levemente suavizados no parecían descontentar a nadie.

Y dos años después llegaba a los cines ‘How high’, dirigida por Jesse Dylan (hijo de ese genio llamado Bob) y con Meth y Red como protagonistas.

La historia no podía estar más hecha a medida: nuestros protagonistas consiguen una marihuana que los hace especialmente listos y gracias a ello acaban siendo integrados en la universidad de Harvard. Una vez dentro deberán conseguir más sustancia para poder seguir el ritmo, lo que les llevará a situaciones disparatadas.

Un guión que no se llevó el Oscar pero que contentó a los jóvenes fumetas que esperaban justo eso en una película con ese título y con esos dos protagonistas. Y comercialmente funcionó, costó “sólo” veinte millones de dólares (lo cual en Estados Unidos se considera prácticamente bajo presupuesto) y recaudó treinta y uno. Todos contentos en una película sencilla, sin pretensiones, que entretiene en sus limitaciones y que da absoluto protagonismo a los dos raperos; la única razón de existir del film.

¿Estará Lil Yachty a la altura de ‘How High 2’?

En visionados actuales no aburre aunque no deja de ser hijo de se época y de un sonido y estética característicos. Method Man y Redman siguieron sacando discos juntos y en solitario y -no sabemos por qué- la secuela de la película no acababa de llegar, quizás porque ambos (más Meth) actuaron en infinidad de películas y series con mayor o menor protagonismo.

Es ahora en pleno 2018 cuando se anunció la segunda parte de la misma, protagonizada por Lil Yachty y escrita por dos de los guionistas de “Padre de familia”, lo cual nos asegura un humor certero y característico, que esperamos esté presente en el producto terminado. ‘How high’ (aquí titulada ‘Buen rollito’) funcionó en 2001 con dos raperos cuyo carisma y talento era arroyador y su química en pantalla innegable, ¿volverá a ser lo mismo con Yachty?


Puedes leer todos nuestros artículos de opinión desde aquí.

1 1544556767 1519776000
Compartir
Tweet
Comentarios
← Siguiente H Roto comienza una nueva etapa en el videoclip de 'Se Acabó'
Anterior → Razzmatazz acoge este finde a Afrojuice195 y Gabber Eleganza entre otros