Logo de The MedizineLogo de The Medizine

7 veces que raperos se desgarraron el alma ante el micrófono

Por Jon García / 08/03/2018
7 veces que raperos se desgarraron el alma ante el micrófono

Muchas veces en el arte se hace referencia a los peores momentos en la vida del artista como una de las principales fuentes de inspiración a la hora de ponerse a crear. Más concretamente, hablando de lo que especialmente nos concierne, en mil ocasiones hemos escuchado a cantantes frases expresando que de sus peores experiencias han sacado a relucir sus mejores letras, sus frases más sentidas.

«Gracias» a esto hemos podido disfrutar de diversas obras maestras por parte de muchísimos artistas, fruto de que en un momento dado se encontraron a punto de tocar fondo y buscaron la forma de desahogarse y quedarse tranquilxs. Dicha situación les condujo al folio y del folio a encerrarse en una cabina con un micro donde terminaron de romperse, y al mismo tiempo, de sacar el dolor que les quemaba el pecho.

Simplemente es terapia. Y por ello vamos a recopilar esas veces en las que un rapero se desagarró el alma ante el micrófono para soltar TODO lo que llevaba dentro:

7. XXXTENTACION en ‘Save Me’

¡Suscríbete a The Medizine TV!

Polémico, machista, niñato, prepotente, violento, loco… La sociedad ha tachado a XXXTentacion de millones de formas distintas. Bien es cierto que él mismo ha colaborado a ello con cada una de sus actuaciones, desde el excéntrico comportamiento que ha mostrado desde su inclusión a la escena hasta con las agresiones a su expareja. Pero eso no quita que el joven de 20 años siga siendo un ser humano, al igual que el resto, y que sufra y sienta dolor.

Cuando XXX soltó ’17’ todos esperábamos un proyecto muy del palo de ‘Look At Me!’ -aunque bien es cierto que avisó que no sería así-, y la sorpresa rompió cualquier tipo de límite. A lo largo de su primer álbum de estudio, el de Florida simplemente se dedicó a relatarnos todo el dolor que sufría, qué era lo que se lo había causado y sus emociones más intensas.

Este ‘Save Me’ simplemente muestra a XXXTentacion en un momento de desesperación extrema, pidiendo ayuda a gritos, que le salven. ¿Os imagináis vosotros en un punto en el que os pongáis delante de un micrófono para hacer lo que más os gusta y que sólo os salga… Esto?

Hola, desde la parte oscura de aquí adentro,
¿Alguien de aquí quiere ser mi amigo?
Quiero que todo acabe,
dime, ¿cuándo coño va a acabar todo?
Las voces en mi cabeza,
diciéndome que voy a acabar muerto.

Así que sálvame, no quiero estar solo.

6. Crema (C. Tangana) en ‘Ego’

¡Suscríbete a The Medizine TV!

Cuando pensé en el fin de este reportaje, ‘Ego’ de Crema fue uno de los primeros cortes que se me vino a la cabeza. Muchos conocen a C. Tangana como el rapero joven, exitoso, chulo, serio y prepotente. Pero vamos a tener que remontarnos a más de 10 años atrás para disfrutar -o descubrir para algunos- esta joya.

Antes de hacerse llamar C. Tangana, Antón Álvarez era conocido como Crema en su entorno. Sus primeras maquetas como ‘Madrid Files’ o ‘Septiembre’ guardaban en común una temática, generalmente triste y lúgubre, que posteriormente se expandió de forma exponencial hasta acabar en ‘EGO’, su pieza más depresiva.

En 2007 Crema publicaba esta maqueta en la que claramente destaca el single que da nombre al trabajo. Escuchada la canción poco hay que decir, casi 8 minutos de los pensamientos de un chaval de 16 años (cuando escribió la letra) que pasaba por uno de los peores momento de su existencia.

Tengo un ego bulímico que aprieta los dedos de mi madurez,
al paladar de cada meta que me puse.
(…)
Pasamos media vida preparando el cementerio
tan simple lo que quiero decir: que no existe el flúor que obligue a sonreír.
(…)
Soledad, 16 años, seria busca chico en la consulta de mi psicólogo
que es un monólogo que insulta, donde sólo hablo yo,
y acabo echándome las culpas por casi todo,
lo que hago solo, por eso lloro, aunque en el fondo me gusta.
(…)
Y fue que dije: «¡oh Dios, quiero ser libre!»
Y bajó y me dijo: hijo, elige tú el calibre.

5. Meek Mill en ‘Dreams & Nightmares’

¡Suscríbete a The Medizine TV!

¿Vosotros también hacéis eso de borrar las introducciones y los interludios de los discos? ¡Ni se os ocurra hacerlo aquí! Para muchos ‘Dreams & Nightmares’ de Meek Mill es una canción muy inspiracional, tanto que fue la escogida por los Eagles para conducirles hasta alcanzar la victoria durante la última Super Bowl de la NFL.

Sin embargo, la rabia del de Philly al grabar este track nos hace sentir en buena parte lo que el rapero llevaba dentro, lo que le estaba ahogando. Y es que Meek no habla desde la desesperación aquí, sino que sirve más bien de redención, tras tantos años aguantando la pobreza, los insultos, a la gente juzgándole, su dificultad para alcanzar el éxito… Y de repente, tras muchas lágrimas, sudor y sangre, lo ha conseguido.

No digo ni una palabra, no digo ni una,
estuve trabajando duro y ahora he conseguido lo que me merezco, que le jodan.
(…)
El mismo negrata que salió y que tuvo que esperar por su sitio,
y estos negratas odiándome, las putas esperando por mí.
Todavía en esa mierda de barrio,
ellos van a recordarme a mí, digo, ¡recordadme!

4. MGK en ‘See My Tears’

¡Suscríbete a The Medizine TV!

Jodida furia. Lejos de ser uno de los mejores temas de ‘See My Tears’, donde el rapero después de todo lo pasado -una vida de infarto, creedme, un día hablaremos de ello- se encerró en el estudio para gritar con rabia la letra de este banger. Todos los comentarios de odio, el sentimiento de rutina, de no tener ni ser nada, las peores experiencias de la vida… Machine Gun Kelly cogió todos estos ingredientes y respondió con un single que dejó con el corazón en un puño a todos sus fans.

MGK viene de Cleveland, donde muchísimos jóvenes viven una infancia dura. En miles de ocasiones hemos visto al rapero juntarse con sus seguidores en sus shows, subir al escenario a aficionados con discapacidades físicas o mentales, charlar con ellos, motivarles. Y por eso su álbum ‘Lace Up’ surgió como un libro que aúna miles de historias de superación por parte de sus fans.

Esos chicos de Cleveland lo tienen difícil,
Dios mío, hemos estado viviendo así por mucho tiempo.
Sólo para perderlo todo en una semana,
mi gente es demasiado fuerte.

Y hoy en día mi pequeña no va a tener que trabajar,
la he sacado del barrio.

3. Mac Miller en ‘REMember’

¡Suscríbete a The Medizine TV!

Uno de los hechos que más le han afectado a Mac Miller en su carrera y en su vida, fue la pérdida de su gran amigo Reuben Eli Mitrani, a quien corresponden las iniciales REM de este ‘REMember’. Tanto es así que el rapero pasó por una depresión terrible, y como bien es cierto, de todo lo malo se saca algo bueno, y así fue cómo Mac inauguró su REMember Music. Seguro que Reuben está más que orgulloso de su amigo, desde allí donde se encuentre.

Miller nunca se ha privado de interpretar en directo este tema tan íntimo, y buena demostración de ello es la grabación del single junto a The Internet para el álbum ‘Live From The Space’, donde el de Pittsburgh sacó toda su rabia en uno de los párrafos más sentidos del hip hop para rendir homenaje a su ser querido perdido.

Es una ciencia oscura cuando tus colegas empiezan a morir,
Como, ¿cómo ha podido irse? En parte era como un león,
la vida sigue, todas las lágrimas se han secado,
Un par de años se han ido ya desde entonces.
Por favor, ¿puedes ayudarme a encontrar a mi amigo?
Te daré todo lo que necesitas multiplicado por diez.
He oído que se ha ido a un sitio donde el tiempo no acaba,
donde no necesitas dinero, sólo tiempo que emplear.
La vida es corta, nunca cuestiones la duración,
está guay llorar, nunca cuestiones tu fuerza.

2. Eminem en «When I’m Gone»

¡Suscríbete a The Medizine TV!

Sin duda, el segundo mejor ejemplo que sirve para describir esta lista. En el mismo videoclip de este «When I’m Gone» de Eminem vemos cómo el cantante se levanta a hablar cuando el encargado de lo que parece una reunión de ayuda en grupo pregunta si alguien tiene algo más que contar. Marshall acude al atril y, anunciándolo como su propia vida, sus propias palabras, simplemente suelta qué es lo que está provocando que viva el peor momento de su carrera.

Uno de los cortes más reconocidos del artista, en el que habla sin tapujos acerca de sus adicciones al alcohol y a las drogas, sus problemas familiares, la depresión, la complicada situación de vivir lejos de sus hijas, el encarcelamiento de la madre de estas, la exigencia de su trabajo…

¿Alguna vez has amado tanto a alguien como para dar un brazo por ellos?
No, no la expresión, literalmente dar un brazo por ellos.
Cuando sabes que ellos son tu corazón, y sabes que tú eras su armadura,
y que destruirías a cualquiera que intentase hacerles daño.

Sigo teniendo este sueño: empujo a Hailie en el columpio,
ella sigue gritando que no quiere que cante.
«Estás haciendo llorar a mamá, ¿por qué? ¿Por qué está mamá llorando?»
«Cariño, papá no volverá a irse», «Papa, ¡estás mintiendo!».

Sólo tómate otra pastilla, sí, apuesto a que lo harás.
Rapeas sobre ello, sí, palabra, mantenlo real.

1. Vic Mensa en «There’s a Lot Going On»

¡Suscríbete a The Medizine TV!

Creo que no me equivocaría si dijese que la persona que más se ha sincerado nunca ante un micrófono es Vic Mensa, y que la mejor prueba de ello es su «There’s a Lot Going On». Vic Mensa estuvo a punto de acabar con su carrera, con su vida, con la vida de familiares queridos.

Ha superado fracasos, adicciones, intentos de suicidio. Desde luego que los 24 años de vida del de Chicago han dado para MUCHÍSIMO, y lamentablemente para muchas anécdotas negativas. En este corte, a modo de recapitulación, el de ‘Rage’ habla de sus encuentros con JAY-Z y Kanye West, su ascenso en su carrera hasta el éxito, las agresiones a su expareja, sus adicciones a las drogas y el alcohol, sus depresiones, sus intentos de suicidio.

¿Cuántas personas tienen cojones a hacer algo así? A contar lo que realmente les pasa y a hacerlo de ese modo, confesando cada detalle, siendo conscientes de lo malo que les ocurre, de lo malo que han hecho, asumiendo errores y analizándolo objetivamente. Desde luego que este «There’s a Lot Going On» es muy duro, pero resulta insuperable. Es la historia de Vic Mensa.

Fue como: en mayo, acabo de mudarme a Los Ángeles,
aún estaba intentando asimilarlo.
Medicación para la depresión que tuve que cortar de golpe,
tenía al niño maníaco.

Esnifando pastillas de Adderall con billetes de dólar,
en el suelo del baño limpiando todo ese desastre con mi nariz,
¿para qué coño necesito un aspirador?

Cuando salimos del club, de la casa de Rap Genius yo y mi chica empezamos a pelear.
Realmente estaba intentando protegerme de ella,
pero terminé contra el armario, con mis manos alrededor de su cuello.
Demasiado orgulloso para disculparme o empatizar,
le eché la culpa a ella diciendo que me había pegado primero.
Incluso cuando era ella la que estaba herida.

La violencia y las mentiras colaron el suicidio en mi salud mental,
un día tomé ácido en el estudio y casi me mato.

Olé por vosotros.


Y si te encuentras tú en un sad mood, te gustará descubrir esta lista de 5 álbumes para escuchar de bajón.