Logo de The MedizineLogo de The Medizine

El juez prueba que James Safechuck inventó los abusos de Michael Jackson

Por JD Romero / 22/10/2020
El juez prueba que James Safechuck inventó los abusos de Michael Jackson

Hace un año, HBO desataba el escándalo con el documental «Leaving Neverland» en el que dos tipos de casi cuarenta años decían haber recordado que fueron abusados por Michael Jackson cuando eran niños.

Pero lo llamativo del asunto no era que el documental estaba en boca de todos por tratar -supuestamente- los abusos a menores de una de las mayores estrellas de la historia del espectáculo, sino porque todo indicaba que los dos protagonistas se estaban inventando la historia.

¡Suscríbete a The Medizine TV!

Tanto es así que incluso en medio del movimiento #MeToo, la mayoría de gente parecía menospreciar a estos dos hombres. Y no es para menos, cuando el juez pidió el historial de mails que había entre ellos dos (y eso que decían no conocerse de antes) descubrió como ambos llevaban un año creando una ficción sacada de libros, de internet y de todo tipo de fuentes que pudieran dar credibilidad al asunto.

Incluso la prestigiosa revista Forbes ponía en duda a estos dos tipos que acabaron perdiendo aquel juicio. En palabras del propio juez «ninguna persona con la cabeza en su sitio podría creer esta historia».

Desde el principio se sospechó que «Leaving Neverland» era un montaje

Pero la historia es mucho más oscura. El propio Harvey Weinstein reconoció que durante décadas había pagado a agencias de comunicación para que inventaran historias sobre Michael Jackson y así tapar las acusaciones que vertían sobre su propia persona.

Tanto es así, que siempre se ha dicho que él (junto a otros magnates que uno se puede imaginar y que andan en escándalos similares) habían financiado «Leaving Neverland» y pagado a estos dos tipos.

No suena para nada rocambolesco, viendo que se forzó estrenar el documental en Cannes a la vez que el de los abusos de Weinstein, cumpliendo así una mecánica que parecía haberle funcionado una y otra vez en el pasado.

¡Suscríbete a The Medizine TV!

La cuestión es que son malos tiempos para los que querían sacar dinero manchando la imagen del fallecido rey del pop. James Safechuck (uno de los protagonistas de «Leaving Neverland») había intentado por todos los medios tener un nuevo juicio, pidiendo -sorpresa- una ingente cantidad de millones de dólares a los albaceas de Michael Jackson.

La cosa no es que le haya ido mal, le ha ido peor: el juez tiene tan claro que se han inventado la historia que ni siquiera ha admitido que haya un juicio. Es decir, no cree que haya una mínima posibilidad en este o en cualquier universo paralelo -tras haber estudiado metódicamente el caso- Michael Jackson haya abusado de estos tipos.

Los dos supuestos abusados no decían la verdad

Y por si no fuese suficiente, Instagram cerraba hace unos días la cuenta de Safechuck por inflingir las reglas comunitarias (suponemos que por abrir una cuenta en la red social únicamente para contar una historia inventada). Como decía el propio Jackson «la mentira corre carreras, pero la verdad corre maratones».

Ahora habrá que ver si hay respuesta. Es decir, habrá que cuantificar cual es del daño económico de estas mentiras sobre la figura del cantante y ver si sus albaceas, su discográfica y sus herederos quieren ejercer el contrataque. Sea como sea, el futuro pinta muy mal para James Safechuck y Wade Robson, dos personas que querían hacerse millonarios por la puerta ràpida y puede que acaben… entre rejas.


Sabrás que Jackson colaboró dos veces con Biggie, y aquí te contamos todo sobre el rapero.