Logo de The MedizineLogo de The Medizine

Es hora de volver a ver «El lobo solitario y su cachorro»

Por JD Romero / 05/10/2020
Es hora de volver a ver «El lobo solitario y su cachorro»

Tal vez nunca has visto «El lobo solitario y su cachorro», pero hoy te contamos por qué tiene más que ver con la cultura hip hop de lo que te piensas.

«When I was little, my father was famous. He was the greatest Samurai in the empire, and he was the Shogun’s decapitator. He cut off the heads of 131 lords for the Shogun. It was a bad time for the empire. The Shogun just stayed inside his castle and he never came out. People said his brain was infected by devils. Then, one night the Shogun sent his ninja spies to our house. They were supposed to kill my father, but they didn’t. That was the night everything changed, forever»

Con esas ya icónicas palabras empezaba ‘Liquid Swords’, uno de los mejores discos de la historia del rap y la obra maestra de GZA, de Wu-Tang Clan. El audio estaba recogido de «El lobo solitario y su cachorro», una serie editada como largometraje en algunos países y basada en el manga de Kazuo Koike y Goseki Kojima.

¡Suscríbete a The Medizine TV!

«El lobo solitario y su cachorro» y su influencia posterior

Tal es la importancia y la influencia para la cultura pop de la obra, que «The Mandalorian» (sí, esa serie de Star Wars que mejora mil veces a las últimas películas de la saga) se inspira claramente en los cómics y en la serie de televisión (o largometraje).

Ahora ya saben de dónde viene eso del héroe solitario cuidando del bebé y enfrentándose a todo tipo de enemigos. La primera de estas adaptaciones en forma de película narra la historia de un hiperrespetado Ronin que vaga por el Japón del shogunato Tokugawa acompañado de su hijo.

¡Suscríbete a The Medizine TV!

La primera de las cintas (y elegimos esa palabra porque se popularizaron tremendamente a través del videoclub) cuenta los orígenes y las primeras de sus aventuras. Como prueba del éxito destacar que se acabaron creando nada más y nada menos que siete películas.

Mediante el flashback, la aventura de la exploración y las luchas contra los enemigos, una cinta tan a priori sencilla consiguió convertirse en leyenda e inspirar a muchas otras. Un tipo que va avanzando por un violento y sanguinario Japón que básicamente quiere matarlo mientras demuestra su superioridad con la espada frente a su propio bebé. Y esta película es como el vino, cuanto más años cumple, mejor nos funciona.

Quizás «El lobo solitario y su cachorro» es un absoluto clásico por lo mismo que lo es el rubio en las películas de Sergio Leone.

Un tipo callado, solitario y taciturno que recorre paisajes entre la belleza y lo lúgubre mientras se enfrenta a pintorescos enemigos que no tienen su nivel. Buena ambientación, buena música y buen vestuario en una historia tan sencilla como efectiva. Menos es más y toca el alma… y la espada.