Logo de The MedizineLogo de The Medizine

Es hora de recordar el legado de Tha Dogg Pound

Por JD Romero / 20/08/2020
Es hora de recordar el legado de Tha Dogg Pound

Es curioso que antes de que se grabara el legendario «The Chronic» de Dr. Dre, Kurupt, Daz Dillinger y Bad Azz eran artistas en solitario sin ningún plan de hacer un grupo. Dre (siempre un visionario) se dio cuenta de la química que tenían los tres y les dio la idea de funcionar como conjunto, para aprovechar el tirón que se sabía que tendría Snoop Doggy Dogg la banda pasó a llamarse Tha Dogg Pound . Comenzaba la historia.

Aunque la historia no parece haberles dado la justicia que se merecen mediante el recuerdo, lo cierto es que ‘Dogg Food’ (el álbum de debut de la banda) fue nada más y nada menos que número uno de la lista Billboard y las canciones «Let’s Play House»  y ‘New York, New York’ sonaron bastante fuerte en radio y en los canales musicales, especialmente en la MTV.

¡Suscríbete a The Medizine TV!

‘Dogg Food’ llegó a ser número uno en Estados Unidos

Como estrategia para seguir ascendiendo en su carrera como grupo, Kurupt fue invitado a rapear en los temas ‘Got My Mind Made Up’ y ‘Check Out Time’ (del aclamadísimo «All Eyez on Me» de Tupac) y Daz produjo las canciones ‘2 Of Amerikaz Most Wanted’, ‘Ambitionz Az A Ridah’ y «I Ain’t Mad at Cha», nada más y nada menos que tres de las canciones más recordadas del ya histórico doble LP.

Los nombres de Kurupt y Daz Dillinger subieron un escalón más de fama y respeto en tan competitivo negocio. En los años siguientes pasó lo que suele ocurrir en estos casos. Kurupt dejó Death Row Records (ambos pensaban que Knight estaba detrás de la muerte de su amigo y compañero Tupac Shakur) y comenzó una exitosa carrera en solitario con ‘Kuruption!’ (1998) y ‘Tha Streetz Iz a Mutha’ (1999).

Daz por su parte se mantuvo en Death Row y sacó a la venta el también reconocido ‘Retaliation, Revenge and Get Back’ en el 98.

¡Suscríbete a The Medizine TV!

Como era de esperar, Daz Dillinger también se fue de Death Row Records y Suge Knight (en aquel tiempo aún mucho más rico que los propios miembros del grupo) amenazó con llevarlos a juicio, porque el nombre de Tha Dogg Pound le pertenecía legalmente (al igual que el de Snoop Doggy Dogg, que también se lo tuvo que cambiar).

La banda pasó a llamarse D.P.G.C. y así aparcaron los problemas con el polémico magnate y mafioso.

Suge Knight fue el propietario legal del nombre Tha Dogg Pound

La polémica se sirvió de nuevo ya en 2002, cuando Kurupt (suponemos que movido por el dinero) aceptó el cargo de productor ejecutivo de Death Row Records, decepcionando así a gran parte de sus fans, a sus compañeros y al propio Snoop. La historia, como siempre, acabó en diferentes diss tracks entre Daz y Kurupt.

¡Suscríbete a The Medizine TV!

El nuevo trabajo de Kurupt duró solo tres años, lo que hizo bastante bien al grupo, que se unió en 2005 y encima con los derechos sobre el nombre. Para celebrarlo, editaron un disco apostándolo todo y ese álbum se llamaría «The Western Conference» e incluiría a Snoop Dogg, Nate Dogg, Warren G, RBX y Lady of Rage: la plana mayor del gangsta rap de la costa oeste.

La banda siguió trabajando junto con algunos pesos pesados como Pharell, Peter Rock o DJ Premier, que si bien no les hizo volver a estar en boca de todos como en el pasado si sirvió para seguir demostrando que aun tenían mucho que decir en lo musical.

¡Suscríbete a The Medizine TV!

No cabe duda de que en frescura, calidad de los beats y de los raps Tha Dogg Pound es una de los mejores grupos de rap de todos los tiempos en la costa oeste.

Quizás si hubiesen estado en una discográfica con menos vaivenes y polémicas que Death Row Records hoy tendrían una discografía más estable que la que poseen. Sea como sea, tienen tantas canciones notables que es una de esas bandas a las que volver una y otra vez cuando uno quiere oír gangsta rap de la época dorada.

Grandes por siempre Tha Dogg Pound.


Durante el auge de Tha Dogg Pound salió ‘Triumph’ de Wu-Tang Clan y debes leer nuestro artículo sobre el tema.