Logo de The MedizineLogo de The Medizine

Lo último de PUMA x STAMPD para el verano ya está en las tiendas

Por N. Warrior / 30/04/2017
Lo último de PUMA x STAMPD para el verano ya está en las tiendas

El año pasado estrenábamos nuestra sección #SneakersTV con lasPUMA x STAMPD ‘Blaze Of Glory’, unas elegantísimas zapatillas diseñadas por el mismo Chris Stamp que conseguían llamar la atención tanto de aficionados como de expertos de las sneakers. Para este verano, ambas marcas han decidido volver a juntarse y por fin nos llega la segunda parte de su colaboración para la temporada primavera-verano 2017.

Para esta colección PUMA y STAMPD han querido fusionar estilos con lo que ellos definen como «el concepto 96 horas». En otras palabras, las prendas que conforman esta colaboración están ideadas para lucirse desde la mañana hasta la puesta del sol, para que vayas lo más cómodx posible incluso en tus viajes más largos. Entre las distintas opciones encontramos virguerías como la PUMA x STAMPD Jackpack, un híbrido entre mochila y chaqueta que puede doblarse hasta ocupar el mínimo espacio, o el cortavientos Short Sleeve WB, con un diseño minimalista sin costuras ideal para los días donde la ventolera es casi peor que la temperatura.

En cuanto a calzado, las STAMPD PUMA Clyde vuelven en dos nuevos colores y las Trinomic Woven se reinventan para darle un toque todavía más avan-street a toda la colección. En una época donde cada vez está más en auge mezclar el streetwear con la máxima elegancia, ambos modelos llegan en el momento perfecto para renovar el armario de cara al verano que está a la vuelta de la esquina.

Camisetas, gorras, monos y otras prendas deportivas cierran la colección, así que no hay excusa para no vestir de los pies a la cabeza cómodo y elegante la próxima temporada.

Puedes consultar todas las oportunidades que ofrece lo nuevo de STAMPD x PUMA desde sus páginas web, y si quieres alguna de las prendas vuela, porque están a la venta desde ya y los precios oscilan entre los 35 a los 210 euros, así que no está nada mal teniendo en cuenta las barbaridades que llegan a pagarse últimamente en el mundo del streetwear.