Nuestro corresponsal americano analiza ‘Stoney’ de Post Malone

🇪🇸 El siguiente artículo fue escrito originalmente en inglés por nuestro corresponsal en Nueva Jersey Denzel Jones, y puedes leerla aquí. Traducción y adaptación por Natalia Warrior y Álvaro Reneses.

🇺🇸 The following review was originally written in English by our New Jersey correspondent Denzel Jones, and can be found here. Translation and adaptation by Natalia Warrior and Álvaro Reneses.


Algunos le acusan de apropiación cultural, otros le odian por el hecho de que sus trenzas nunca estén terminadas; pero entre todas las razones, no puedes odiar a Post Malone por su mezcla de sonidos musicales. Joder, en una industria llena de Young Thugs y Lil Uzi Verts debería haber más que suficiente espacio para él.

En una industria llena de Young Thugs y Lil Uzi Verts debería haber más que suficiente espacio para él.

Posty, como Thugga y Lil Uzi, literlamente rechazó ser etiquetado: este veinteañero nacido en Dallas es tan David Blaine como puedes ser. Mezcla su propia guitarra eléctrica con elementos del rock clásico, country-rock, hip hop, electrónica y folk, todo en uno. Pero ‘White Iverson‘ no me enseñó eso, ‘August 26th‘ lo hizo; más concretamente, la canción ‘Hollywood Dreams‘.

Ese track -estratégicamente colocado en el cuarto final de una mixtape de hip hop- te preparaba para lo que estaba por venir. En realidad, es mi canción favorita de todas las que ha sacado hasta la fecha, así que definitivamente me dejó flipando.

Si te recuerdas preguntándote a ti mismo unos meses atrás: “¿Por qué Post Malone no está en la XXL? Esta es la primera mixtape que descargo y soy capaz de guardar todas las canciones“, aquí tienes la razón. Posiblemente hayas oído que se quedó fuera de la lista porque “se estaba alejando del hip hop“, pero él aseguró que todo fue debido a que no quiso viajar a Nueva York porque estaba cansado.

Ahora, meses más tarde de sus problemas con una editora jefe y del retraso de su álbum, hemos sido bendecidos con ‘Stoney‘. Siendo sincero, sabía desde el principio que iba a ser difícil superar su mixtape -donde tienes mucha más libertad para expresarte- pero aún así, me pregunté: ¿Ha merecido la pena la espera? Más o menos.

¿Ha merecido la pena la espera? Más o menos.

Empezó a desviarse del country-rock, tal como esperaba con ‘Broken Whiskey Glass’. La canción incluso comparte nombre con una canción de Jason and The Scorchers de 1985. Tiene una débil influencia de hip hop en la segunda parte pero, vamos, todos sabíamos en qué dirección estaba yendo. Y así comienza la primera transición del álbum.

No puedo mentir: odié ‘Dejà Vu‘ al principio pero rápidamente me acostumbré a ella. La canción es muy simple, pero la forma en que Post flota sobre ella con su ritmo calmado… No puedes evitar ponerte a cantarla tu también. Y Justin Bieber con su canturreo nasal es la guinda del pastel. No sé de dónde sacaron el tiempo para grabar un tema tan pegadizo, teniendo en cuenta que la vida de Justin mientras está de gira es famosa por ser frenética. No puedes encontrar su química en una tabla periódica.

La forma en que Post flota sobre ella con su ritmo calmado… No puedes evitar ponerte a cantarla tu también. Y Justin Bieber con su canturreo nasal es la guinda del pastel.

Y, por supuesto llega otra perfecta transición, desde ‘Dejà Vu’ hasta ‘No Option’.

En ‘Cold‘, Post decide cambiar de rollo y aumentar el tempo con un ritmo más electrónico. Aunque este track está producido por su frecuente y querido colaborador FKi 1st, me recuerda vagamente a ‘Dèja Vu’.

Así que ya hemos escuchado la mitad del álbum, ¿no? Y te encuentras con ganas de escuchar más pero por alguna razón no sabes exactamente de qué quieres más. No te preocupes, te lo diré: quieres más Austin Pot. No solo Post Malone, el artista. Todavía tenéis que conectar a un nivel personal. No sabes nada sobre él, excepto el hecho de que le encanta el molly, los grillz y swangin’. Pero es de Texas, eso ya lo sabes.

Los cortes más intimos de la tape son ‘I Fall Apart’, ‘Cold’, y unas cuantas líneas de ‘Go Flex‘.

Feel‘, en el que colabora una nueva y experimental Kehlani, es una canción íntima, pero al mismo tiempo también puedes desconectar durante el sexo, así que no lo tengo muy claro. Tiene una novia de esas de ahora-sí-ahora-no, se mudó de Texas a California con sus amigos a los 18 años… Seguro que tiene algo que contar sobre amor -o sobre ser joven e independiente, al menos.

‘Up There’, track producido por la versión funky de Pharrell, es simplemente increíble de principio a fin, donde Posty mantiene su sonido apacible. Podría cantar sobre que tu casa está en llamas y jurarías que todo está bien. Además, acompañado de la suave voz de Pharrell, no se puede fallar.

Yours Truly, Austin Post‘ es perfecta para terminar. Tiene una fuerte influencia del country, y continúa la misma racha en la Edición Deluxe. En realidad, ‘Leave’, la primera canción, es lo más culminante y tan country rock que puedes ser.

Lo que es admirable de Posty de todas formas es su intrepidez. No tiene miedo de dejarte saber quién suena en sus playlists, con qué creció, y cómo escucha orgulloso a Dwight Yoakam.

Un ambiente fusión de R&B y hip hop creó ‘Hit This Hard‘, al mismo tiempo que hace que sea muy fácil enamorarse de este track.

Feeling Whitney‘ es un track country introspectivo.

Después de escuchar la Edición Deluxe, Post se sumerge más en sus emociones, su salto a la fama y el abuso de sustancias en particular, pero en los primeros 14 tracks no podría haber dicho que esto fuera así. Puede que simplemente fuera demasiado difícil imaginarme en ese estilo de vida impulsado por las drogas, y con los diamantes de los que él vacila-

.
Hizo una elección interesante haciendo que ‘Money Made Me Do It‘ fuese un track de la edición deluxe. Estaba en su mixtape también, pero creo que estaremos de acuerdo que no era la mejor del proyecto. [Recordad: ‘Hollywood Dreams’]

Al final, Stoney hacer honor a su nombre y tiene una justa cantidad de temas para el club, pero creo que podría ser duro para él encontrar su próximo hit. ‘White Iverson‘ cosechó un millón de escuchas en SoundCloud el primer mes que se lanzó, y ha sido visto más de 100 millones de veces en YouTube. ‘Dèja Vu’ fue una buena continuación pero no tuvo grandes números, al menos no como lo que Desiigner consiguió con ‘Timmy Turner‘.

Considerando hacia dónde se dirige la música, con una mayoría de MC’s modernos que no quieren definirse como “raperos”, y en un panorama donde es habitual la fusión de múltiples géneros, el futuro parece brillante para Austin Post.

Compartir
Tweet
Comentarios